Vivito y coleando, de vuelta al ciberespacio

Hola amigos del blog. Largo silencio, pero al mismo tiempo les agradezco a quienes han colocado sus comentarios a lo largo de los meses pasados, y han mantenido el blog en vida. El contenido del blog es de por si algo extenso, y como siempre lo puse de manifiesto, ha sido mi sitio de catarsis, donde me he permitido contradecirme, pensar, repensar, y leer lo que pienso. Ha sido una buena compañía a lo largo de los años de una etapa de mi vida que finalizó de manera muy especial.

El 2011 ha sido un año de cambios y de vicisitudes. En cierto momento tuve un sueño bastante raro, sobre varios maremotos que se sucedían el uno al otro, con familia e iglesia en el cuadro. Finalmente, en cierto punto, en el amanecer de un nuevo día, me dijeron en el sueño que hasta ahí llegaban los maremotos, y me puse frenéticamente a reconstruir en un paraje aparentemente desértico y con poca gente. Dios me estaba advirtiendo de lo que se venía.

Luego de un viaje a un evento cristiano, tuve el shock de que me cancelaban el contrato, y esto tendría consecuencias con mi estatuto de residencia. De forma milagrosa Dios no solamente me dio una extensión del contrato, sino que al final de cuentas se ha solucionado mi estatuto de residencia y nacionalidad. Al mismo tiempo, surgió la controversia de Andrew Comiskey y su conversión a la fe de Roma. Mas tarde, hubieron una serie de pequeñeces que se fueron juntando en temas ministeriales, de pastorado, y sobre todo, el clima laboral se volvió demasiado contaminado. Desde finales del 2010 estuve buscando trabajo, pero siempre sin éxito :”usted está demasiado calificado para este puesto” o “si bien tiene un excelente CV, le falta experiencia de terreno”… y varias frases hechas como esas. 

A  principios del 2012, en un evento de oración de escucha, me comenzó a quedar claro que una etapa se cerraba en mi vida, y otra nueva, completamente nueva se abría delante mío, y tenía que andarla. A los pocos días tuve la entrevista que cambió mi vida. Luego de tres días de incertidumbre, recibí la confirmación de que me dieron el puesto, con el consiguiente incremento salarial y el consiguiente ascenso, pero era necesario dejar el país que me había adoptado, y tomar de nuevo el camino del peregrinaje. 

Y fue así que en menos de un mes tuve que cerrar mi casa, vender mis posesiones, dejar otras atrás. Dejé la comunidad de fe de la que fui parte por los últimos diez años… dejar mis amistades y relaciones sociales, todo lo que construí en ese periodo de mi vida. Tuvimos un lindo servicio de despedida en la iglesia, y la gente de la iglesia me ayudó mucho a empacar y cerrar la casa. Me mostraron su afecto de forma muy práctica. Gloria a Dios.

Tuve la oportunidad de cerrar ciclos, y cerrar las cuentas con quien fuera mi pareja, y con alguien mas de mi pasado. Se dio la oportunidad de cerrar, despedirme y partir bien y en paz, y siendo capaz de compartir principios del Reino en estas charlas.  

El principio en un nuevo lugar ha sido sorprendente. Dios ha provisto vivienda propia, una iglesia llena de su Espíritu y con enseñanza fresca, un trabajo estable, y un mar de nueva gente que he ido conociendo poco a poco. Colegas y nuevos conocidos, que poco a poco se van desarrollando en nuevas amistades. Aprender el nuevo idioma es un desafío, pero con las experiencias previas, sé que es fundamental para poder integrarse en una nueva sociedad. Pero todo paso a paso y con calma.

En todo, quiero dar gracias a Dios el Padre y glorificar al Rey Jesús por su provisión a través del Espíritu Santo.

Verano del 2012

 

~ por refreshingfromheaven en julio 28, 2012.

3 comentarios to “Vivito y coleando, de vuelta al ciberespacio”

  1. Bien, que bueno volver a leer de verdad estuve días enteros leyendo tus experiencias y viendo que mis vivencias pueden edificar a otros mil bendiciones por esta nueva etapa y de verdad gracias por poder hacer catarsis porque eso nos ha dado herramientas a todos de como enfrentar las cosas

  2. Que bueno saber de ti por este medio, ciertamente ha sido de mucha ayuda y muchisimas gracias y espero que donde vayas Dios te siga colmando de bendiciones y sigas a ayudando a muchos a salir de su cautividad de la homosexualidad y cualquier otra que tengan. Dios te guarde y espero sigas escribiendo mas seguido. Saludos.

  3. Que bueno, me alegro que hayas podido ver la Fidelidad de Dios en todo este tiempo, me alegra mucho tu vuelta! Me bendice tu testimonio y experiencias. Muchas han sido las veces que entré para ver si había algo nuevo, jejeje, tus comentarios me ayudan a reenfocarme en la lucha que nos asegura la Victoria! Que Dios siga guiando y bendiciendo tu camino, ah… y que puedas estar mas seguido… un abrazo!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: