Amor=Sexo?

parejita-centro.jpgHe estado pensando sobre esta ecuación durante los últimos días. Tanto he pensado que ni siquiera he tenido ocasión de escribir algo en el blog. Sin embargo, el momento de la catarsis ha llegado. Por lo tanto, tal vez el post ni siquiera tenga sentido o un hilo conductor. Mi colega la activista, que es super buena gente, y creo que una buena amiga, ha sacado las garras. Y todo por una estúpida metida de pata mía por hablador. Resulta que hemos estado hablando de cosas relativamente “profundas” y entre las cosas que le dije es que para mi el amor es un estilo de vida, pensando en el contexto de 1 Corintios 13.4-8a.

El amor es sufrido, es benigno; el amor no tiene envidia; el amor no es jactancioso,no se envanece,no hace nada indebido, no busca lo suyo,no se irrita, no guarda rencor;no se goza de la injusticia, sino que se goza de la verdad. Todo lo sufre, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta. El amor nunca deja de ser.

Pero el llamar al amor un “estilo de vida” ha sido tomado como un ataque hacia los homosexuales directamente. Lo cual nunca ha sido mi intención. El resultado es que ella me ha pedido que cuando diga algo así no use la expresión “estilo de vida”. Nunca se me ocurrió que algo así fuera a suceder. El punto de partida ha sido el hablar sobre el amor. El amor, para mi no se limita a un sentimiento. Los sentimientos son traicioneros y malos consejeros. Jeremías ya lo dijo “engañoso es el corazón más que todas las cosas …” (Jer 17.9). En ese contexto hablé.

Uno de los aspectos culturales en el mundo “desarrollado” es la filosofía de que “si te sientes bien, hazlo”; “si te hace felíz, adelante con ello”, y así sucesivamente. La idea de mi conversación era diferenciar “amor” de “lujuria”. Sin embargo, la filosofía del mundo occidental te dice que “mientras no le hagas daño a nadie” o “si te hace feliz” entonces tienes carta blanca para actuar de la manera que se te antoje. Evidentemente, esto implica que si “sientes amor” (o cualquiera de sus sustitutos) tienes todas las razones para tener sexo con la persona de la cual te “sientes enamorado”. Ahora bien, independientemente de la posición doctrinal, esto es simplemente un sin sentido. No es el sexo mas bien la culminación de un compromiso de por vida? Es cierto que todos andamos buscando el amor y la felicidad en nuestras relaciones, pero adelantar el sexo antes del compromiso solo da como resultado vidas hechas jirones.

Cuando pienso en la gente que busca consejería, normalmente no es porque no tienen sexo, sino mas bien por las consecuencias de una vida sexual totalmente desordenada! Muchas veces los problemas son adicciones sexuales! Que si masturbación compulsiva, que si pornografía, que si las prostitutas … o los prostitutos, que si el sadomasoquismo, que si los encuentros casuales, que si los contactos por internet … que si la promiscuidad, que si el sexo por teléfono. Todos los que vienen con problemas pastorales vienen precisamente por las consecuencias del sexo en sus vidas, y no por la falta de sexo.

El sexo, idealmente, es el clímax de la conexión y de la intimidad con otra persona. Es el clímax de la comunión entre dos almas, y es el sitio donde la unión entre Cristo y la Iglesia se manifiesta y se revela. Probablemente esto solamente lo pueden entender quienes lo viven.

Esta semana ha sido también devastadora en términos de noticias. Un amigo muy querido, persona ejemplar entre los ex-adictos sexuales, ha tenido una recaída. Ha sido peor que un balde de agua fría en pleno invierno. El punto es que en lo profundo de mi corazón siempre vi su ejemplo como digno de seguir. Es cierto que el justo cae siete veces y siete veces vuelve a levantarse. El justo es justo no porque no cae, sino mas bien porque se vuelve a levantar (Pr 24.16). Sin embargo, es tan duro el momento de la caída con las consecuencias para el matrimonio, la familia y claro, el ministerio. Y afecta a otros en los que no se piensa: quienes estamos ávidos de buenas noticias de lejanas tierras, quienes estamos ávidos de palabras de aliento en la lucha, de ejemplos que nos alienten a seguir. Una vez más, el desaliento se instala.

Dios en su misericordia ha provisto en estos días. Y lo que ha provisto es lo que necesito: verdadera conexión con otras personas, miradas y abrazos. Es notorio que cuando uno está conectado con otros, la necesidad de compensar con sexo, con fantasías o con lo que sea, simplemente disminuye o desaparece. Esto es clave para mantener la sobriedad sexual (de la cual he escrito antes). Por el momento, mis necesidades han sido cubiertas de manera sana y santa. Sin embargo, la tonadita de la semana ha sido pues “total eclipse of the heart”. Y parte de mi lucha ha sido reconocer que varias veces pareciera correcto dar rienda suelta a las necesidades y satisfacerlas de manera sexual ( And if you’ll only hold me tight
We’ll be holding on forever, And we’ll only be making it right) . Sin embargo, la realidad es que simplemente parece correcto pero sé que no lo es. Nunca me sentí tan vacío que cuando viví con el que fue mi pareja durante un año y medio. Epa, que el chico era cien puntos, un excelente hombre y una excelente persona. Pero dos vasijas rotas y quebrantadas no pueden hacer una unidad, por mucho que lo intenten. Y si se trata de sentimientos, pues los tuvimos y muy profundos. La lucha interior es últimamente pensar que “tal vez con otro sea diferente”. Diferente será con una mujer, el resto es ya solar conocido.

~ por refreshingfromheaven en noviembre 29, 2007.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: